13 de junio de 2024

Telegrama/ Por Oscar Díaz Salazar

El regreso de Rigo Ramos

Poco le duró el (dis) gusto con la política al ex diputado reynosense Rigoberto Ramos Ordoñez, quien con la instalación de anuncios espectaculares, informa de su regreso a las actividades asistenciales con propósitos políticos.

Rigo Ramos retoma sus visitas a las colonias para dialogar con los vecinos y llevarles beneficios. En el pasado le reconocimos su creatividad, al desfilar por las calles de los barrios populares al frente de un camión pipa de gas lp, obsequiando una carga del citado combustible por familia visitada. Interesante su labor porque es altruista, -Ramos Ordoñez paga- y porque le mete creatividad para hacerse notar y para apoyar a los reynosenses.

Salvador Treviño Garza

El ingreso del matamorense y priista Salvador Treviño Garza a la Dirección de la Comisión Estatal del Agua, en sustitución del viajero frecuente, Luis Pinto, es un caso más de la coalición nominal que complementa a la coalición entre partidos, PRI y PAN, que intenta evitar la derrota ante morena y que contradice totalmente el discurso vacuno que prometía: «de que se van, se van».

Seis años después constatamos que no se fueron… Y que los pocos que abandonaron el tren de la revolución, hoy se trepan nuevamente en el cabús tricolor de la contrarrevolución.

Américo Villarreal: más vale solo…

A juzgar por las fotografías de los eventos de precampaña del doctor Américo Villarreal Anaya, lo que estará en juego el próximo mes de junio, lo que se está disputando, es un paquete de posiciones, un combo, un cuadro chico, mediano y grande, ya formado, y no como lo señala la ley: la titularidad del poder ejecutivo del gobierno del estado que se deposita en un solo individuo.

Las críticas al senador Villarreal Anaya han estado centradas en quienes lo acompañan en sus actos de precampaña, en quienes suben con él a los templetes, con quienes comparte los escenarios. Afortunadamente para Villarreal Anaya eso tiene remedio, tiene una solución muy lógica que consiste en construir e impulsar la figura del (pre) candidato, solo la del (pre) candidato y no la de quienes quieren acercarse al que podría ser el nuevo sol de la política tamaulipeca a partir del próximo primero de octubre.

No se trata de darle gusto a los críticos, pero si los argumentos son válidos, bien harían en modificar el formato de las presentaciones del personaje cuyo nombre estará en solitario en la boleta, pues a diferencia de otros cargos de elección popular, la ley no le señala fórmula de suplente y titular a los candidatos a gobernador.